La endogamia en la corte de amistades de Felipe VI

Los vínculos de Felipe VI con familias que hicieron fortuna durante el franquismo.

3722

Los vínculos de Felipe VI con familias que hicieron fortuna durante el franquismo

pricipe-680x365

 | La Marea | 12 marzo 2016

MADRID// No hay boda de postín que no venga reflejada en la página de sociedad del ABC. Y no hay familia de poder, económico o político que no haya resultado emparentada con otra del mismo tipo en una especie de corte que hace perdurar los vicios y costumbres de una aristocracia, con título o sin él, muy próxima a la Casa Real. Existen familias de grandes nombres que se forjaron durante la dictadura y que, gracias a la cercanía con el rey Felipe VI o el emérito, han sabido mantener esos favores ilegítimamente conseguidos.

Entre los empresarios y políticos que hicieron fortuna gracias a su cercanía con el franquismo y que siguen cercanos a la actual jefatura de Estado destacan los Villar Mir, los Entrecanales, los Oriol, los Domecq, los Luca de Tena, los Botín, los Primo de Rivera y los Aznar. Son sólo un ejemplo de estirpes que funcionan como las cortes reales medievales: casándose y emparentándose entre ellos hacen perdurar unas élites aristocráticas que les diferencian de la plebe y, gracias a esa excelencia, se sitúan cerca de la Casa Real, que los protege con su paraguas de impunidad. El rey Felipe VI funciona, en este sentido, como verdadero paladín de unos privilegios que no sólo mantienen para sí mismos en una sociedad, aparentemente, moderna.

Los mensajes publicados por eldiario.es en los que se muestra una relación afectiva muy cercana por parte del rey Felipe VI y la reina Letizia con Javier López Madrid, implicado en ese momento en el escándalo de las tarjetas black, son un ejemplo del tipo de amistades de las que se rodea la Casa Real.

Los Villar Mir

Javier López Madrid se casó en 1990 con Silvia Villar Mir, hija del constructor Juan Miguel Villar Mir, miembro de la élite franquista, y amigo íntimo del rey Juan Carlos, que hizo carrera como alto funcionario en el denominado Movimiento y como empresario en los 1960 como presidente de Altos Hornos de Vizcaya y otras empresas del sector. En 1987 compró Obrascón, que en 1999 se convirtió en OHL. Las compañías que adquirió estaban relacionadas con el uso de esclavos durante la II República, pero jamás se hizo cargo de ningún tipo de responsabilidad sobre ellas. Los Villar Mir perviven todavía hoy, con mucha fuerza, en el entramado empresarial español.

A la boda de Javier López-Madrid y Silvia Villar Mir acudieron todos los representantes de esas familias cortesanas que firmaron como testigos: Emilio Botín, Bruno Entrecanales Domecq, Santiago Barandirarán Luca de Tena y Pelayo Primo de Rivera y Oriol. Este último, de conocido nombre, también es amigo del rey Felipe VI.

Los Primo de Rivera

El 10 de mayo de 1997, se celebró en Toledo otra de esas bodas a las que acuden todas las familias de bien. Se casaban Pelayo Primo de Rivera y Oriol e Inés Isabel Entrecanales. Vástagos de dos sagas familiares de renombre. Según cuenta Eva Belmonte, Pelayo es descendiente del dictador Miguel Primo de Rivera y de su hijo José Antonio, fundador de Falange; Inés lo es de una de las empresas constructoras más famosas del franquismo, que entre otras cosas estuvo implicada en el uso de 250 presos republicanos para la construcción del Gran Colector en Sevilla.

Inés Isabel Entrecanales y Franco es hija de Juan Entrecanales de Azcárate, de la empresa Acciona. Por su parte, Pelayo Primo de Rivera es uno de los aristócratas fetén, ya que Francisco Franco le concedió a su familia el título nobiliario de conde del Castillo de la Mota. A la boda de los Primo de Rivera y Entrecanales acudió el entonces Príncipe de Asturias con la infanta Cristina, asistencia que dejó constancia de la estrecha relación entre estas familias y la Casa Real.

Captura-de-pantalla-2016-03-11-a-las-8.46.36

En el caso de la boda de López Madrid con la hija de Villar Mir, uno de los testigos fue Santiago Barandiarán Luca de Tena, descendiente de los Luca de Tena que poseen el ABC y nieto de Juan Ignacio Luca de Tena, fundador de este diario en Sevilla, que se convirtió en un ferviente apoyo del golpe de Estado. Además, fue embajador especial en Grecia en 1962 con motivo de la boda de Juan Carlos de Borbón y Sofía de Grecia.

Santiago Barandiarán Luca de Tena se casó en 1997 con Cristina Botella Serrano, hermana de Ana Botella Serrano, exalcaldesa de Madrid y esposa de José María Aznar López, expresidente del Gobierno.

La saga Oriol

El segundo apellido de Pelayo Primo de Rivera y Oriol merece mención aparte. La saga Oriol desciende de José Luis Oriol y Urigüen, entusiasta del golpe de Estado de 1936 como militante de la Comunión Tradicionalista Carlista. Fundador de Hidrola (Actual Iberdrola) pasó la empresa a su hijo José María de Oriol y Urquijo en 1941. Éste fue jefe de Falange Española Tradicionalista de 1937 a 1941, desde donde impulsó la formación de la Brigada de Investigación y Vigilancia que elaboró en 1.938 informes de 80.000 personas para ser usados en la posterior represión.

Carolina Oriol y Miranda está casada con Fernando Ramírez de Haro, hijo de la ex presidenta de Madrid Esperanza Aguirre. Y se vuelve a cerrar el círculo endogámico. Los vínculos entre estas familias son interminables pero siempre con el denominador común de mantener puro y limpio el estatus privilegiado de los apellidos. Siempre cercanos a la Casa Real. Siempre en el poder. Siempre diferenciados.

Comentar con Facebook ()

Comentar (0)

DEJA UNA RESPUESTA