Google images.

LA CRÓNICA | 23 Septiembre 2016

Investigadores del Instituto Español de Oceanografía (IEO) han publicado dos trabajos en los que analizan la ingestión de microplásticos de especies de peces de las costas españolas del Atlántico y el Mediterráneo.

Así, los científicos han estudiado en el primer trabajo un total de 212 peces de fondo de alto interés comercial. Se trata de 72 pintarrojas, 12 merluzas y 128 salmonetes de fango, y encontraron microplásticos en 37 de ellos, casi en uno de cada seis.

El trabajo, publicado por investigadores de los centros oceanográficos de Murcia y Vigo del IEO en la revista Marine Pollution Bulletin, se ha llevado a cabo con muestras de peces tomadas a lo largo de toda la costa peninsular española y Baleares.

La presencia de microplásticos resultó mayor en salmonetes, seguido de las merluzas y las pintarrojas. Por regiones geográficas, la abundancia de plásticos se demostró mayor en peces capturados en el Mediterráneo, observándose una mayor incidencia en los salmonetes capturados cerca de Barcelona, seguidos por pintarrojas del Cantábrico y del Golfo de Cádiz.

El autor del artículo, Juan Bellas, afirma que “no existen evidencias de efectos negativos en la salud humana”, aunque considera que sería conveniente estudiarlo.

En el segundo estudio, publicado en la revista Environmental Pollution, las investigadoras Salud Deudero y Carmen Alomar, del Centro Oceanográfico de Baleares del IEO, informan sobre la elevada presencia de microplásticos en el tracto gastrointestinal de la boga (Boops boops), un pez semipelagico común en las Islas Baleares y el Mediterráneo.

El estudio muestra que casi el 70% de las bogas tienen fibras de polimeros de plástico menores de 5 mm en sus estómagos. El plástico constituye entre el 42% y el 80% de las presas ingeridas en los peces recogidos en distintas zonas costeras de Mallorca e Ibiza.

En esta línea, los autores del estudio advierten que “los resultados son importantes y proporcionan evidencia adicional de la presencia de estos microplásticos en el medio marino, pudiendo ser ingeridos por la biota y transferidos en las redes tróficas”.

Comentar con Facebook ()

Comentar (1)

1 Comentario

  1. Joder, la gente es más marrana q los animales con las bolsas que tiran al mar y los cigarros y los botes de Pepsi que eso lo hemos visto todo el mundo. Tenían que sacar una ley los de la Unión Europea con sanciones para los que no la cumplan en vez de tantas leyes para jodernos y envenenarnos los cabrones.

DEJA UNA RESPUESTA