Pulsa "Enter" para saltar al contenido

La vida antes que la deuda. El ejemplo ecuatoriano

Ecuador Ama la Vida… y las auditorías

Javi S. | Plataforma Auditoría Ciudadana de la Deuda | 25/9/2013

Entre los meses de Julio y Agosto se realizó en Quito el curso “El modelo del Buen Vivir Ecuatoriano y la Perspectiva de Integración Latinoaméricana“. Personalidades del ámbito académico y político hilvanaron una serie de seminarios para 65 personas de entre 20 y 35 años, de Latinoamérica y Europa (oriundos y ecuatorianos migrantes) y que abarcaban el amplio espectro de izquierdas existentes tanto en la renovada “Revolución Bolivariana” como en el Estado Español, que contó con 6 participantes aquí nacidos. Entre ellos, 2 colaboradores de la PACD: Aïda Llauradó, de Badalona, y un servidor.

El curso está dirigido por el Canciller Ricardo Patiño, Presidente de la CAIC (Comisión por la Auditoría Integral del Crédito Público), organismo que entre 2007 y 2008 realizó una auditoría integral de la deuda externa ecuatoriana y que permitió al país un cambio de modelo político y social sin precedentes. El mismo Patiño nos explicó el contexto y proceso de reformulación macroeconómica del estado (la conferencia esta resumida en twitter a través del HT #DeudaEcuador, emitido por la cuenta @auditciudadana) que contó con algunos puntos clave que merece la pena destacar:

– Un proceso constituyente y redacción de una nueva Carta Magna, que protege a los intereses del estado frente al abuso de organismos acreedores, así como da pié a la declaración de ilegalidad de deudas según requisitos específicos.

– Un marco de garantías de sustentabilidad económica con dos ejes clave: Control de la evasión fiscal y de capitales (en el contexto previo a la Constitución de Montecristi de 2008, la inestabilidad política de Ecuador facilitó un sistema económico completamente desregulado, y forzado a la dolarización, lo que propició que la riqueza generada quedase bajo el control de intereses particulares, facilitando así flujos de capital contiuos hacia el exterior) y la renegociación de los contratos petrolíferos (el extractivismo en Ecuador es limitado y siempre controvertido por su choque con el espíritu ecológico que nos ofrece el Sumak Kawsay, o modelo del Buen Vivir integrado en la nueva constitución ecuatoriana; no obstante es una fuente de ingresos por el momento irrenunciable. Hasta el 2008 las multinacionales petrolíferas obtenían un 80% del valor de mercado del crudo ecuatoriano, que pasó a un 20% con esta renegociacion de contratos).

– La realización de una auditoría integral a la deuda externa que revisó los 30 años previos de endeudamiento, analizando el impacto y consecuencias económicas, sociales, culturales y ambientales de estas deudas, admitiendo enfoque de ilegitimidad en procesos crediticios, y apuntando a la corresponsabilidad de acreedores y terceros agentes participantes en el proceso de endeudamiento. En este estudio, cada tramo de deuda a analizar fue asignado a comités técnicos capacitados, se elaboraron los informes consecuentes a valorar por el CAIC con la doctrina de ilegitimidad, y se terminó con un informe final, en el que se detallan los hallazgos y evidencias de la estrategia especulativa del “sistema deuda”. La auditoría fue seguida por diferentes lineas comunicativas para seguimiento ciudadano del proceso.

– Acción soberana en contra de la deuda: Ante las evidencias de ilegitimidad, Ecuador procedió a la suspensión de pagos y a la aplicación de una peculiar estrategia de mercado llamada “subasta inversa”. Esta subasta consistía en recomprar por parte del estado los bonos de deuda a los agentes acreedores al precio más bajo que ofreciesen. En este momento de oferta de subasta inversa, la suspensión de pagos hacía que los bonos se devaluasen rápidamente por lo que los tenedores de deuda accedieron a vender a menos de un tercio del valor original de mercado. Durante el proceso, el estado ecuatoriano hubo de proteger sus reservas de liquidez en bancos privados nacionales, para evitar posibles embargos de organismos como el FMI o el BM. El resultado fue que Ecuador recompró el 93,5% de sus bonos de deuda sin haber tenido que acudir a tribunales de arbitraje internacional ni haber recibido denuncias por parte de fondos buitre.

Actualmete Ecuador vive uno los mejores momentos de su historia reciente, en fraternidad con múltiples países en toda Latinoamérica, la que llaman Patria Grande, y conmarcadores de desarrollo y resultados prometedores . Desafortunadamente también existen sombras (vésae el fracaso del proyecto Yasuní ITT, que pretendía evitar la dependencia del petróleo del parque amazónico con mayor biodiversidad del mundo) y amenazas (véase la interminable demandaChevron-Texaco, un desatre ecológico de magnitud colosal, que llevó a la condena de la petrolera Chevron, y la compensación al estado ecuatoriano por los daños producidos en la amazonía ecuatoriana, pero que el lobby petrolífero ha desestimado, y busca ahora en tribunales de arbitraje internacional nuevos espacios de protección de sus intereses, con tal de no pagar deuda ecológica contraída).

Ecuador vive un proceso de transformación en el que la PACD tiene la lupa puesta por haber mostrado al mundo como una sociedad soberana puede hacer frente con determinación al sistema deuda, que ahora, al igual que en su día lo hacía en Ecuador, nubla toda perspectiva de futuro en Europa y en muchas otras partes del mundo. Mientras tanto, allí se gesta un nuevo modelo político, económico y social, con visión hacia un cambio de modelo productivo basado en el conocimiento, avanzando en la búsqueda del «socialismo del siglo XXI», cuya definición sigue en construcción.

Fuente: auditoriaciudadana.net

————

Fe de Erratas:

Este artículo apareció publicado por error bajo el título: «La deuda antes que la vida». Obviamente, primero es la vida y luego la deuda. Disculpad el lapsus

5 Comments

  1. ADR
    ADR 27 septiembre, 2013

    Soy médico especialista español y ya llevo 4 meses trabajando para el sistema sanitario público ecuatoriano con la ilusión de construir lo que en España se está destruyendo. Mi decepción es enorme al ver cómo se derrocha tanto dinero en costosas tecnologías innecesarias, que salen en todas las televisiones como parte de «la revolución ciudadana», con una enorme falta de planificación y de priorización en lo básico. Las buenas ideas de los de arriba chocan con los mandos intermedios inoperantes. La burocracia es aplastante y no anima a invertir ni a trabajar ni a disfrutar de este maravilloso país. Los hospitales, sin Atención Primaria, derrochan y se paralizan en su funcionamiento por agotamiento precoz de insumos y medicamentos. En el sistema público los salarios se bloquean, los despidos sin derechos son constantes, las jubilaciones no se pagan… Los trabajadores tienen miedo y no les veo muy organizados para defenderse de su propio Estado. Qué gran disociación entre los datos macroeconómicos comentados en el artículo y la realidad social del día a día. Realmente muy decepcionado.

    • Carlos
      Carlos 27 septiembre, 2013

      Gracias por tu comentario. Siempre es interesante conocer una visión de primera mano de una realidad que nos cae tan lejana en kilómetros. Desconozco por completo los detalles de la atención sanitaria en Ecuador, pero dudo mucho que la situación fuera mejor antes de que Correa llegara al Gobierno. Ecuador ha emprendido una nueva etapa, y tiene mucho trabajo por delante. Están empezando; no los juzguemos con demasiada severidad. Seguro que cometen y cometerán muchos errores. Pero también hay que achacarles sonoros aciertos. Su nueva Constitución y, sobre todo, su valiente proceder en el problema de la deuda externa son ejemplos que merecen respeto, admiración y aplauso.

      Por otra parte, para encontrar trabajadores que «tienen miedo» y no están «organizados para defenderse de su propio Estado», no hace falta cruzar el Atlántico. En nuestro suelo patrio los contamos por millones.

      • ADR
        ADR 27 septiembre, 2013

        Efectivamente Carlos. Hay un antes y un después. Antes no había medios y se hacía lo que se podía y ahora hay más medios pero se derrocha, se malgasta y tampoco veo que pueda mejorar mucho la salud de la población. Incluso puede empeorar. Ejemplos por doquier: aumento alarmante de la resistencias microbianas por abuso y mal uso de los antibióticos más modernos y caros, Ecuador es la campeona mundial de cirugías inútiles de tiroides por exceso de ecografías (publicado), aumento de la prolongación innecesaria de las agonías terminales en unidades de cuidados intensivos colapsadas en un país con tradiciones ultracatólicas, se recetan fármacos carísimos y modernos que no son más eficaces que otros más baratos. En Salud, más inversión tecnológica sin talento puede implicar peores resultados (yatrogenia y coste de oportunidad) lo cual es bien conocido por experiencias previas en otros países. Demasiado orgullo nacionalista impide que se dejen aconsejar. Este país se está endeudando peligrosamente, ya no hay más dinero para los proveedores y están despidiendo a profesionales de la sanidad. argumentan que sin el Yasuní tampoco quedan fondos para Sanidad ni Educación.

  2. Jorge
    Jorge 29 septiembre, 2013

    Cambiar la idiosincracia de una burocracia sanitaria que ha medrado por decadas del sistema es complejo. Para aquellos que ademas del empleo (4 horas)con sueldo completo y la atencion en sus consultorios, se perdieron los privilegios.
    Se aprecia en realidad despilfarro y falta de planificacion.

    • ADR
      ADR 29 septiembre, 2013

      Efectivamente Jorge. Ahora se trabajan más horas en la función pública ecuatoriana. Pero no se mide la calidad ni la productividad. Y si se midiera, ni me lo quiero imaginar. Otro ejemplo de «planificación»: esta semana pasada se solicitaron pruebas de embarazo antes del contrato laboral para un grupo de mujeres como parte del proceso de selección para trabajar en el laboratorio del hospital público. De verdad que aquí el Estado te desprotege.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.