Pulsa "Enter" para saltar al contenido

Podemos expulsa a la diputada del pucherazo que se niega a dejar el escaño

eldiario.es | 12/01/2016

Podemos ha expulsado de su grupo parlamentario en las Corts Valencianes a Covadonga Peremarch, la diputada autonómica  sancionada con un  año de suspensión de militancia y otro de inhabilitación por inflar el censo o concertar acciones de desprestigio contra otros candidatos a las primarias del partido en Alicante. La decisión se ha producido, por unanimidad de los 12 diputados, después de que Peremarch se negara a dimitir.

La parlamentaria había sido conminada por su grupo parlamentario y la dirección valenciana de Podemos a ceder su acta, pero no se dio por aludida. Ahora, se integrará en el grupo de no adscritos, el bloque de diputados -este es el primer caso de la legislatura en las Corts Valencianes- sin vinculación con partido alguno.

Podemos, que ya  había decidido expulsar a la diputada en caso de que ésta no dimitiera, anunció la decisión tras la reunión de su grupo parlamentario que provocó la negativa de Peremarch a devolver su acta. Ésta, licenciada en sociología de 25 años sin experiencia previa en política, anunció a primera hora del martes que dejaba el grupo parlamentario de Podemos “para no contravenir las decisiones de los órganos superiores”.

En un comunicado remitido a Europa Press, Peremarch defendió su inocencia y criticó el procedimiento que ha acabado con su inhabilitación y la de otros nueve miembros de la antigua dirección de Podemos en Alicante. “Quiero subrayar la defensa de mi inocencia”. El veredicto de la Comisión de Garantías de Podemos “falla en tiempo y forma” porque “llega con un mes de retraso” respecto a los plazos exigibles y “carece de base jurídica y de hechos verificables”.

Durante la legislatura anterior, el único diputado no adscrito a un grupo político fue Rafael Blasco, el exconseller del PP ahora en prisión por el robo de ayudas a la cooperación. Con la marcha de Peremarch, Podemos, que apoya desde el parlamento al gobierno valenciano, compuesto por PSPV-PSOE y Compromís, se queda con 12 diputados. Pese a su baja, los tres partidos siguen teniendo una cómoda mayoría parlamentaria.

Peremarch, una vez ajena al grupo parlamentario de Podemos, tendrá una participación mínima en las Corts Valencianes. El reglamento de la cámara establece que los diputados no adscritos “gozarán únicamente de los derechos reconocidos reglamentariamente a los diputados individualmente considerados”, que tienen fuertemente limitada su participación en los plenos o las comisiones.

“Un error político y personal”

El síndic (portavoz) del grupo parlamentario Podemos-Podem y secretario general de Podemos en la Comunitat Valenciana, Antonio Montiel, ha comparecido ante los medios poco después del anuncio de Peremarch y la posterior expulsión de ésta. Peremarch, ha dicho, no ha estado “a la altura del compromiso ético que todos los cargos electos de Podemos hemos suscrito”. Su decisión, asegura, es un “error político y personal” y ha pedido disculpas a los votantes de Podemos en Alicante y en el conjunto de la Comunitat Valenciana.

La Mesa de Les Corts Valencianes, la dirección del parlamento, tiene previsto reunirse el miércoles, antes de la celebración de un pleno. Fuentes de la cámara prevén que el asunto Peremarch, que ahora será reubicada en un escaño fuera del grupo parlamentario al que pertenecía, se trate en ese momento.

Sé el Primero en Comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *