Baladronadas de Madina, nuevas ofensas a los electores

4389

Félix Población | Diario del Aire | 26/10/2016

Cuando Eduardo Madina perdió las primarias contra Pedro Sánchez por 15.000 votos menos que su adversario, lamenté su derrota porque me parecía un tipo inteligente y capaz para desempeñar esa responsabilidad. Lo consideraba, desde luego, mejor candidato que Sánchez. Si Madina no llegó a ganar se debió en parte a la tercera candidatura de Pérez Tapias, representante de Izquierda Socialista, que cosechó 17.000 votos, y cuya presentación supusieron algunos como una estrategia de Sánchez para evitar la victoria de Madina, pues el tercero en discordia no tenía posibilidad de vencer.

El resultado afectó al diputado vasco hasta tal punto que llegó a pensar en el abandono de la política, algo que con la excelente proyección que tenía resultaba en cierto modo un síntoma de despecho manifiesto. Si no lo hizo fue quizá porque Sánchez lo puso como número siete en las listas para el Congreso por Madrid y, a pesar de no ser elegido el 20-D, si lo fue en la segunda convocatoria electoral de junio pasado.

En todo ese tiempo Eduardo Madina ha mantenido una cauta discreción, impropia de quien aspiró a tanto y se quedó en diputado raso, hasta que la burda operación que defenestró a Sánchez le hizo levantar la voz a favor de los traidores. Puesto en esa tesitura, la entrevista de Madina con Esther Palomera arroja dos perlas que creo ejemplifican la falaz y sucia filosofía de los amotinados contra el anterior secretario general.

La primera recuerda a Rodríguez Zapatero, cuando en un discurso vino a decir que prefería que sus decisiones las pagara el partido antes que España, como ahora ha dicho don Eduardo, con la diferencia de que la quiebra de su partido es de tal calibre que va a ser España quien también la pague, porque desarbola las expectativas de cinco millones y pico de votantes.

La segunda podría ser más una baladronada propia de un jugador de naipes un poco bebido que un serio diagnóstico para enfrentarse a las adversidades que padece la mayoría social: El PSOE crujirá vivo a Rajoy. Lo peor es que decir esto, después de facilitar el gobierno a quien su partido va a crujir, es reirse de sus electores después de haberlos traicionado.

Comentar con Facebook ()

Comentar (1)

1 Comentario

DEJA UNA RESPUESTA