Pablo Casado acusa de ‘quejicas’ a las limpiadoras de hotel

3218

Parece que el futuro del Partido Popular está en buenas manos. La continuidad ideológica está garantizada con efebos intelectuales como Pablo Casado; el maestro de las comparaciones; el azote de ‘los quejicas’. Y no, no importa si estos llorones son los familiares de los que yacen en cunetas o bien son las camareras de piso: él fue puesto en el mundo para sacarnos de nuestro error de apreciación, mostrar nuestras vergüenzas y debilidades, y darnos en los morros con su lógica aplastante de cuñado niñato. Porque aunque nunca ha sentido necesidad alguna, ha demostrado que es capaz de bajar al barro y de trabajar la tierra (el tiempo suficiente para hacerse la foto) con esa clase que confiere poder llenar de estiércol unos mocasines de marca que cuestan el equivalente a dos jornales. Porque él lo vale, y porque aunque no ha dado un palo al agua en su vida, sabe que este mundo solo se levantará inspirando cultura del esfuerzo en los pobres de espíritu.

Y que haya trabajadores que voten al PP…

Comentar con Facebook ()

Comentar (1)

1 Comentario

  1. El Sr. Casado no sabe ni lo que dice, o la ignorancia es osada, pero es lo que tenemos, lamentablemente. Políticos alejados de la realidad.

DEJA UNA RESPUESTA