Pulsa "Enter" para saltar al contenido

No es un chiste

No, no es un chiste, es una auténtica locura, una hijoputez sin medida, una aberración, y también, cómo no, una pena. A este país –y no es que antes fuera ninguna maravilla– ya no lo reconoce ni la madre que lo parió. Tanto es así que hasta hemos demostrado –para que luego se diga que no inventamos nada– que los viajes en el tiempo son posibles. Hemos pasado del espejismo de libertad de los ochenta al meapilismo represivo de los cuarenta –del siglo XX– sin hacer escalas.

Son muchas ya las barbaridades perpetradas contra la sociedad en el último decenio, y por eso no seré yo el que se sorprenda de lo que está ocurriendo, máxime cuando mi culo también tocó silla en la Audiencia Nacional por vaya usted a saber qué –y si lo averigua me lo cuenta–. Pero de todo lo que ha ocurrido hasta hoy, nada me había impresionado tanto como esta imagen:

Una persona de pie frente a un tribunal que la juzga por… un chiste. Y que la condena a un año de cárcel, que aunque no cumplirá por no tener antecedentes, acaba jodiendo su vida. Ya no se puede ir más allá. Si acaso que nos juzguen y condenen por nuestro pensamiento, porque por nuestras ideas ya lo hacen.

https://twitter.com/kira_95/status/847105697414369280

Y le podía haber pasado a usted.

No podemos buscar justificaciones para no salir de nuestra zona de confort. Si tenemos miedo lo mejor es empezar a asumirlo. No las hay, y no hace falta entrar en detalles. Carrero Blanco era lo que era, por eso hay chistes sobre su muerte y no sobre las muertes de Hipercor. A nadie cuerdo se le ocurriría hacerlos, y en cualquier caso el que los hiciere solo merecería desprecio o lástima, y nada más. Pero no dedicaré ni un segundo más a argumentar lo evidente.

Lo que ocurre en España no es un chiste. Este país es un sumidero embozado por el fascismo que le ha ido escurriendo por las paredes del tiempo. Y deprime.

3 Comments

  1. ANGEL
    ANGEL 30 marzo, 2017

    ¿Y CUAL FUE EL CHISTE QUE CONTO?

    • Jorge
      Jorge 1 abril, 2017

      Entre otros, chistes del palo de que el primer astronauta español fue Carrero Blanco.

      Vamos, aparte, como si el régimen no se lo dejó asesinar. Astronauta por decisión del estado y con la participación de «terroristas» trabajando a cuerpo de rey.

  2. ana
    ana 31 marzo, 2017

    Que se pare España que me bajo, eso o hacerse apátridas. No quedan muchas soluciones.
    Ana de la Fuente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *